• Importancia de la ropa para ambientes fríos para el confort térmico del trabajador

    Contactos generales
    Importancia de la ropa para ambientes fríos para el confort térmico del trabajador
voltar / Noticias
08 abr 2022
Al desempeñar tareas en entornos con bajas temperaturas, el riesgo de frío es una realidad que puede afectar a muchos trabajadores si no están bien protegidos y vestidos con el equipamiento adecuado. Los trastornos relacionados con el frío, como la hipotermia, la congelación de extremidades o los sabañones, son problemas a los que muchas empresas se enfrentan cuando se trata de trabajar en entornos fríos.


Para prevenir este tipo de riesgos laborales, deberá elegir cuidadosamente su ropa de trabajo para entornos fríos, ya que su comodidad y seguridad se juegan a la hora de una decisión.


Siga leyendo este artículo para comprender la importancia de la ropa para entornos fríos y conocer algunos tips que lo ayudarán a elegir la ropa de trabajo adecuada para estos ambientes.


A la hora de elegir la ropa de protección contra el frío es fundamental tener en cuenta la temperatura, el ambiente, el nivel de intensidad y el tiempo para realizar las tareas. También hay que tener en cuenta los materiales con los que las piezas fueron confeccionadas, las certificaciones que cumple y, por último, considerar la posibilidad de vestirse con la técnica de las capas o layering technique.


En cuanto a las temperaturas, hay que tener en cuenta dos categorías: frío positivo y frío bajo cero. Tal y como se denomina, el frío positivo son todas las temperaturas iguales o superiores a 0ºc pero que aún son lo suficientemente ''bajas'' como para ser consideradas ''frías'' (0 ºc - 10 ºc). Mientras que el frío subcero son todas las temperaturas inferiores a 0ºc.


En nuestra marca, Ticeworkwear® , tenemos protección para estas dos categorías: para el frío bajo cero, el traje Thermo Suit sería una opción perfecta. Para el frío positivo, te recomendamos el Chaleco Thermo Light Vest y la Chaqueta Thermo Light Jacket.


Asimismo, debe tener en cuenta el entorno y las condiciones climáticas presentes durante la realización de la tarea: ¿es un lugar cerrado? ¿Se trata de una cámara frigorífica? ¿Es una actividad al aire libre?
Esto también determinará el nivel de protección y las especificaciones. Por ejemplo, todos nuestros productos Ticeworkwear® están fabricados con un tejido exterior impermeable recubierto de PU, por lo que son adecuados para trabajar en condiciones meteorológicas de humedad o llovizna, pero si trabaja en un entorno exterior, no es recomendable usar un chaleco, pues, por motivos evidentes, los brazos se mojarían (teniendo en cuenta las condiciones meteorológicas ya mencionadas). Por lo tanto, debe tener en cuenta este tema a la hora de elegir qué ponerse para mantenerse caliente y cómodo.


Otro factor crucial del que hay que estar bien informado es el tiempo de labor. ¿Va a ser una hora de actividad? ¿O será un día entero de trabajo en temperaturas bajas? Cuanto más larga sea la acción, más protección se necesita para evitar la hipotermia o congelación. Además, cuando hace más frío, la necesidad de llevar accesorios incrementa, de modo a mantener las extremidades en una temperatura cálida y así evitar el riesgo de congelación de extremidades (lo que puede llevar a una amputación); guantes, gorros de punto, pasamontañas, un buen par de botas de PU y calcetines...


Una sugerencia que nos gustaría mencionar es la de vestirse con la técnica de capas o layering: una capa interior para proporcionar aislamiento térmico y mantener el sudor fuera de la piel para mantenerla seca. La capa exterior, debe proteger el cuerpo directamente de las temperaturas frías debe ser impermeable y a prueba de viento (tal y como hemos mencionado anteriormente).


Estas son las principales razones por las que la ropa para ambientes fríos es extremadamente importante en el desempeño de funciones para evitar accidentes de trabajo en condiciones climáticas de baja temperatura y para mantener al usuario cómodo durante una jornada laboral.


Y, por último, pero no menos importante, ¡recuerda mantener tu cuerpo en acción!

Otras noticias Vea también